Mi novia prefiere que le meta dos polvos al hilo

11 min

Empezamos a salir y de inmediato empezamos a coger. Desde que mi verga ingresó en su vagina y ella se abrió de piernas sin dudar para recibirme supe que era la indicada. Me contó su vida y me confesó sus múltiples aventuras amorosas con docenas de hombres distintos. Sobrecogido supe que había sido trabajadora sexual y que en más de una ocasión se había acostado simultáneamente con dos, tres y hasta cuatro hombres en orgías privadas por las que e pagaban muy bien. Quién lo habría pensado al verla con esa carita inocente. Por eso ella siempre prefiere que le meta dos o tres polvos al hilo. Es insaciable.